Venezuela: no queremos enfrentar las consecuencias de recientes errores